Menu
0
0
0
s2smodern

Por negarse a firmar declaraciones de hechos que no les constan, dos empleadas de la Junta Muncipal de Sabancuy señalan que fueron despedidas injustificadamente e inician un proceso laboral contra la presidenta de la junta Angélica Herrera Canul.

Chasqueando los dedos, presionando con palmadas y dirigiendo insultos, Herrera Canul, gobierna la junta municipal, “infunde miedo a los trabajadores, le son leales por temor, por miedo a perder su trabajo” señaló Anabel Díaz quien lleva 21 años como trabajadora sindicalizada y enfrenta un procedimiento de despido injustificado, presuntamente en represalia por haber intervenido para controlar al regidor que fue acusado de golpear a una trabajadora, hechos que aseguró no le constan.

Señaló que al momento del incidente con el regidor, Herrera Canul la llamó y pretendía quitarle su teléfono, la presidenta la dejó unos minutos y después empezó a escuchar bullicio, al asomarse observó al regidor golpeando la pared y acusando “estoy hasta la madre de que todos me toman fotos y todos me acosan” señaló que se acercó a tranquilizarlo.

Con prueba antidoping reaparece regidor de Sabancuy

Negarse a firmar un documento donde se describió que observó cuando el regidor golpeaba a la compañera y tranquilizarlo, asegura que son los motivos para despedirla, sin embargo, se atravesaron su vacaciones ya programadas las cuales concluyen el 2 de enero, fecha en que verá si es efectiva la amenaza de la presidenta de la junta y de su esposo para despedirla, en tanto, presentará queja a la Comisión de Derechos Humanos.

María Isabel Canul Mijangos es otra trabajadora que perdió su empleo tras el incidente con el regidor de Morena, en su caso, pretendían hacerle declarar que cuando vivió con el regidor fue maltratada, su negativa a afirmar algo que no sucedió, le valió que la corrieran.

“Salte y te vas por sapa” fue la expresión recibida de Herrera Canul.

“Todos le tienen miedo, es prepotente, entra y todos agachan la cabeza” refiriéndose a empleados tanto sindicalizados, como de confianza. Señalaron que existen tres personas en el edifico que vigilan el quehacer del resto del personal para dar detalles a Herrera Canul.

Señalaron que desde que inicio la administración, todos trabajan bajo insultos y señalaron que muchos fueron obligaron a declarar mentiras de los hechos ocurridos en torno al regidor, “hubo algunas que no vieron el incidente porque laboran en otro turno y por temor firmaron” señaló María Isabel Canul Mijangos.

AGENCIA SIEN

La música

Buscar noticias

- Patrocinador -